Los y las menores: víctimas directas de la violencia de género

Desafortunadamente, al año son decenas las mujeres que mueren asesinadas a manos de sus parejas o exparejas, 23 en lo que va de 2018, y miles las que son maltratadas en su vida diaria. Pero nunca debemos olvidar que sus hijos e hijas también son víctimas directas de esta terrible lacra social. Así lo dictamina la reforma de la ley de Protección a la Infancia y a la Adolescencia del año 2015. En lo que llevamos de 2018, 14 niños y niñas han quedado huérfanos tras perder a su madre en casos de violencia machista y un menor más ha sido asesinado por esta lacra.

Estos terribles datos esconden tras ellos personas.

Personas con proyectos de vida por cumplir, con sueños y futuros a los que llegar que el Estado no supo o no fue capaz de proteger. Es por ello que estas situaciones de extrema gravedad y violencia deben de ser abordadas de manera urgente por las instituciones, las organizaciones sociales y la sociedad en general. No podemos seguir permitiendo que las mujeres y sus hijos e hijas sigan sin poder vivir felices y libres de cualquier tipo de violencia o discriminación.

Es, por tanto, imprescindible aunar esfuerzos para plantar cara a la violencia de género y poner punto y final a una lacra que nos afecta a todos y todas como pueblo. Y es que una sociedad nunca podrá ser definida como moderna y democrática si no logra que el 100% de sus ciudadanos y ciudadanas vivan seguros y libres, seguras y libres. Si no es capaz de garantizar sus derechos fundamentales como seres humanos.

Muchos menores pueden estar sufriendo esta violencia en casa y tienen miedo. Miedo no solo de sufrir en ellos mismos un acto tan brutal como este, sino de que sus madres sean agredidas, insultadas o menospreciadas por su progenitor biológico, porque siguiendo las palabras de la activista y presidenta de Avanza sin Miedo, Patricia Fernández, “un maltratador nunca puede ser un buen padre”.

“Un maltratador nunca puede ser un buen padre”.

Esta es la realidad. Aquí se refleja la terrible situación que viven a diario muchas familias en nuestro país. Y está en nuestras manos ayudarles a salir. Es por ello que organizaciones como Avanza sin Miedo son tan importantes en nuestra sociedad para lograr cambiar el paradigma actual. Para conseguir un presente y un futuro mejor para los niños y las niñas. Porque tienen derecho a ser felices, a ser libres y crecer en un ambiente favorable para que sigan creciendo y desarrollándose como seres humanos. Desde Avanza sin Miedo trabajamos y trabajaremos para lograr este cambio más pronto que tarde. Por nosotros y nosotras no quedará. Contamos contigo.

Rubén Martínez Ribera.

Secretario de Avanza Sin Miedo

Fuente: Ministerio de la Presidencia, Relaciones con las Cortes e Igualdad.

Datos a 24 de julio de 2018

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s